Exploración de productos: qué es y cómo realizarla en 3 pasos | Mixpanel
Screen Shot 2021-09-20 at 3.17.55 PM

Exploración de productos: qué es y cómo realizarla en 3 pasos

¿Qué es el proceso de la exploración de productos (o product discovery)?

La exploración de productos es un método para entender de verdad a tus clientes, con el fin de desarrollar productos que se adapten perfectamente a sus necesidades. Es una etapa fundamental en el proceso de diseño del producto, porque si las empresas no demuestran o refutan con precisión las suposiciones que tengan sobre sus clientes, puede suponer una pérdida de tiempo el crear productos que nadie necesita. El software de análisis de productos es fundamental para la exploración de productos.

¿Por qué es importante la exploración de productos?

El proceso de exploración de productos es importante porque ayuda a los equipos a desarrollar productos que son vitales para sus clientes, y no solo que está bien tenerlos. Un producto necesario es el que soluciona una necesidad tan profunda y genuina para el cliente que este puede llegar a sentir que incapaz de vivir sin ello. Se pueden dar como ejemplos la búsqueda de Google, los teléfonos inteligentes y la cinta adhesiva. Muchos de ellos incluso se han convertido en verbos, como en «Googlear».

La ventaja aquí es evidente: Las necesidades tienen una mayor demanda y un mayor éxito. La diferencia entre un producto que es una necesidad y otro que está bien tener es una exploración eficaz del producto. Cuando las empresas fracasan a la hora de hacer esto, suele deberse a que no fueron lo suficientemente minuciosas en la investigación de sus clientes, y basaron su producto en suposiciones no respaldadas por pruebas», afirma Josh Decker-Trinidad, diseñador de producto e investigador de General Assembly.

«El crecimiento consiste en demostrar o refutar una tesis fundamental».
Andrew Chen, prev.
Growth Manager en Uber, actualmente Partner en a16z

Sin datos que demuestren o refuten sus suposiciones, las empresas pueden perder mucho dinero, tiempo y recursos persiguiendo objetivos inalcanzables o indeseables. Esto ha provocado colosales fracasos en diseño de productos como New Coke, Apple Newton y el Segway. Para evitar el fracaso de productos, las empresas deben realizar exploración de productos basada en datos.

¿Cómo se conduce la exploración de productos?

Para realizar o mejorar el proceso de descubrimiento de productos, sal de tu zona de confort. Es decir, mira más allá de las paredes de la oficina para conseguir información sobre cómo deberías desarrollar los productos. Tus clientes son la fuente principal para el descubrimiento de productos, porque «los clientes saben mucho más que nosotros sobre sus necesidades y su contexto», según Teresa Torres, profesora de diseño y fundadora de Product Talk. «Nuestros clientes son los expertos. Son capaces de evaluar mucho mejor que nosotros si una solución es adecuada».

A pesar de que realizar la exploración de productos basada en la investigación del cliente supone una gran ventaja, la mayoría de las empresas no lo hacen, por dos razones. Primero, recopilar datos de clientes y trabajar de forma constante para profundizar la comprensión que tienes de tus clientes puede llevar mucho tiempo. En segundo lugar, la información que dan los clientes se suele relegar a los pocos miembros del equipo de producto o marketing que se encargan de la investigación. Para ejecutar una exploración de productos óptima, los equipos deben recopilar más datos de los clientes y difundirlos de forma más uniforme por toda la organización.

Los 3 pasos para conducir la exploración de productos

1. Cuestiona tus suposiciones

El primer paso para mejorar tu proceso de exploración de productos es cuestionar las suposiciones presentes en tus métodos actuales. Por ejemplo, ¿tus iniciativas de productos suelen venir de desde el equipo ejecutivo? Se supone que saben lo que es mejor para los clientes, lo cual quizá no sea así. ¿Tu equipo de productos prioriza las características en base a la experiencia del pasado? Se supone que su experiencia en el dominio supera a la información de los clientes, lo cual quizá no sea así. Pon las suposiciones de tu equipo sobre la mesa, reformúlalas como hipótesis y pruébalas con datos. 

Descubre cómo prueba DocuSign sus suposiciones con datos.

2. Realiza investigaciones empíricas de usuarios 

Hay dos tipos de datos de clientes con los que puedes probar tus suposiciones: cualitativos y cuantitativos. Los datos cualitativos son subjetivos y provienen de encuestas, entrevistas con clientes y grupos focales, y suelen medir la opinión y la intención de los clientes. Estos datos facilitan a las empresas a desarrollar empatía por sus usuarios y a que puedan aprender a pensar desde su perspectiva.

Consejo profesional: Para difundir una comprensión empática del cliente, involucra a todos los equipos, desde marketing a ingeniería, en entrevistas y recopilación de datos cualitativos.

Los datos cuantitativos son numéricos y pueden provenir de datos de usuarios y pruebas. Son los «datos» de los que se habla al referirse a decisiones basadas en datos, y es fundamental para probar la validez de tus suposiciones.

Tomemos como ejemplo una aplicación de medios sociales, que supone que por hacer más grande un botón de «compartir» aumentará su uso.. Si el equipo no prueba primero los resultados en un grupo de control, todo lo que desarrollen posteriormente se basará en suposiciones potencialmente falsas. Es un castillo de naipes a punto de caer. Las suposiciones no probadas sesgan los resultados del diseño y causan un rendimiento deficiente.

El análisis de productos es una manera de probar rápidamente tus suposiciones: Una buena plataforma de análisis de productos está diseñada para recopilar y analizar datos de usuario que llega a conclusiones de forma automática en una fracción del tiempo que se tardaría en hacerlo manualmente.

3. Crea artefactos de diseño

Los artefactos de exploración de productos ayudan a las empresas a mantener los datos de sus usuarios en mente. Son «documentos vivos», así que deben actualizarse, mejorarse y consultarse de forma habitual a lo largo del proceso de exploración de productos.

3 ejemplos de artefactos de exploración de productos:

  1. Mapa del viaje: Este es un mapa literal del recorrido del usuario, con «acciones» como las ubicaciones a lo largo de la carretera hacia su objetivo. Es fundamental que se basen en la investigación empírica de los usuarios. Habitualmente, los mapas de viaje los crean una o dos personas en la empresa, basándose en poco más que experiencia e intuición. Los mapas de viaje inexactos pueden engañar a las empresas.

  2. Mapa de empatía: Un mapa de empatía es un diagrama de cuatro cuadrantes del cliente en el que las empresas registran lo que piensan, oyen, ven y dicen sus clientes, que se relaciona con los retos y oportunidades del cliente. Esto ayudará a desarrollar un sentido firme de cómo hacen sentir tus productos y servicios a los usuarios.

  3. Consumer persona: Una consumer persona es una aproximación de un segmento de tus usuarios, como «usuarios avanzados» o «aficionados aspirantes». La mayoría de personas tienen un nombre pegadizo seguido de una lista de datos demográficos, psicográficos y comportamientos que ayudan a las empresas a visualizar al cliente a medida que continúa el proceso de diseño.

Con unas mejores habilidades de exploración de datos y un puñado de artefactos de clientes, tu empresa ejecutará una exploración de productos óptima. Los productos basados en datos reales de clientes, investigación e información darán mejores resultados y pueden hacer que tu producto pase de la categoría de «está bien tenerlo» a la categoría de necesidad absoluta. ¿No estás seguro de cómo llevar a cabo la exploración de productos basada en datos? Más información acerca del análisis de productos.

Metrics that matter

Build the right analytics strategy for your products.